5 placeres gastronómicos de Portugal

2 aos edad

El pasado septiembre, Portugal fue elegido principal destino turístico europeo en los World’s Travel Awards, entre otros premios que destacan sus atractivos paisajísticos o patrimoniales.

El destino de moda desde la llegada de Madonna a Sintra también ofrece una oferta gastronómica que hará las delicias de todos los turistas que disfruten de sus vacaciones en el país luso.

  1. Pasteis de Belém

Los pasteles de Belém son una variedad de los pasteis de nata, uno de los postres más famosos de Portugal. Se trata de una receta de los monjes del Monasterio de los Jerónimos de Lisboa. Tras el cierre del santuario, la receta fue vendida a la panadería Pasteis de Belém que los reproduce desde 1837. Hoy este local se ha convertido en uno de los centros de peregrinaje turístico de la capital lusa. Las tartaletas de hojaldre están rellenas de crema pastelera y tostadas por encima, pero la receta original solo la conocen unas pocas personas.

  1. Bacalao à Brás

¿Sabías que el plato típico de Portugal, con permiso de las sardinas, es importado? La mayor parte del bacalao que se consume en el país se pesca a miles de kilómetros, en aguas de Islandia o Noruega. Los portugueses adoran este pescado y es difícil encontrar un plato que no lo incluya. Una de las recetas más deliciosas es la del bacalao dorado o à Brás, en la que aparece desmigado y desalado en una especie de revuelto con huevo, cebolla y patatas paja.

  1. Vino de Oporto

El Porto es un vino clásico que se produce en una de las zonas vitivinícolas más antiguas y bellas del mundo: el Valle del Duero, al norte de Portugal. Si viajas a Oporto es imprescindible visitar alguna de sus bodegas, en las que además de conocer a qué debe su sabor dulzón, podrás realizar una cata de vino tinto y blanco.

  1. Francesinha

Oporto es una ciudad llena de empinadas cuestas, por lo que necesitarás mucha energía para subirlas. Si quieres recibir un gran aporte calórico, la francesinha es tu plato ideal. Este sándwich es la adaptación del ‘croque monsieur’ francés, y está compuesto por carnes y embutidos como salchicha ahumada, lomo de cerdo, jamón, ternera o lonchas de queso. Por si esto fuera poco, suele ir coronado por un huevo frito y acompañado de patatas fritas. El remate final para uno de los platos con más calorías del mundo es la salsa picante elaborada con cerveza, tomate y especias.

  1. Queso

El ‘queijo de ovelha’ (queso de oveja) es un placer para el paladar. Uno de los más conocidos es el Queijo de Evora, elaborado con leche de oveja cruda y bastante picante. Una variedad más cremosa es el Queijo da Serra da Estrela, confeccionado por los pastores de ovejas de las montañas del parque nacional y conocido como ‘el rey del queso portugués’.

 

Influencers

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *