Si vivimos 100 años, ¿cómo afrontaremos la vida laboral?

2 meses edad

En la actualidad, estamos acostumbrados a un paradigma de vida laboral dividido en tres etapas: educación, trabajo y jubilación. Sin embargo, esta tendencia puede cambiar si tenemos en cuenta que los últimos estudios apuntan a que las generaciones actuales llegarán a vivir hasta 100 años. Según la OCDE, España es el segundo país con mayor esperanza de vida, dato que cambia el panorama empresarial del futuro.

Este hecho implicaría una vida laboral más extensa, que reforzará la importancia de la educación y la formación, sobre todo con el rápido avance de la tecnología. A este ritmo, lo que habremos aprendido con 20 años ya no será relevante a los 50. O incluso antes. En este aspecto, las empresas deberán apostar por ofrecer cursos, plataformas de formación y programas de mentoring a sus empleados para mantenerles a la vanguardia. De este modo, les será más fácil no solo retener el talento que ya tienen, sino convertirse en una marca atractiva para las nuevas generaciones, que dan la misma importancia al crecimiento y el aprendizaje que al nivel salarial.

¿Dónde exactamente tendrán que actuar las empresas? Los expertos de Cornerstone OnDemand han analizado los cuatro ámbitos más importantes a reforzar por las empresas para favorecer la evolución del mercado laboral:

  1. Formación. Lo que era relevante en un sector hace 10 años seguramente no lo sea ahora. Por lo tanto, es crucial desarrollar y formar constantemente a los empleados con training interno, o con acceso a plataformas de e-learning como Content Anytime de Cornerstone, que además se va adaptando a los criterios de búsqueda y a las necesidades de los miembros de la plantilla.
  2. Finanzas. Vivir más años implicará que las personas podrán desarrollar una segunda carrera laboral en su vida adulta y le dará la oportunidad de cambiar a un sector distinto al anterior. Por eso, los managers deben replantearse cómo distribuir el salario y los bonus, ya que no necesariamente tendrá que basarse en seniority, y así atraer talento de todas las edades.
  3. Salud. Muchas compañías ofrecen un seguro de salud a sus empleados, e incluso suscripciones a gimnasio, fisioterapia o yoga. Cuanto más envejezcamos y más tiempo tengamos que permanecer en el mercado laboral, medidas como estas serán aún más importantes. Estos beneficios atraerán y retendrán a los trabajadores, que cada vez le dan más importancia al salario emocional.
  4. Conciliación.  Está comprobado que los empleados que tienen un buen equilibrio entre su vida laboral y privada están más motivados y se ausentan menos de su puesto de trabajo. Además, las generaciones más jóvenes le dan un gran valor a este aspecto a la hora de buscar empleo. Tener flexibilidad laboral y opciones de trabajar desde casa, así como facilidades para tomarse un periodo sabático o excedencia para desarrollarse personalmente pueden ser puntos de atracción de talento.

En definitiva, brindar a los empleados más opciones para que su calidad laboral sea mejor y valorar su tiempo y dedicación, hará que los trabajadores actuales refuercen su compromiso con la empresa y atraerá nuevos talentos, manteniendo a la compañía fuerte y competitiva de cara al futuro.

Influencers

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *