PATRON: La ICO japonesa de los influencers

1 Ao edad

Si nos remontáramos tan solo unas décadas atrás y pensáramos en cómo han cambiado las cosas, encontraríamos muchas diferencias, por ejemplo, en el dinero. Nos acostumbrarnos a pagar con tarjetas de crédito, pero nadie pudo predecir lo que vendría después.

La llegada de un nuevo valor monetario, que hoy conocemos como las criptomonedas, es un modelo descentralizado que funciona a través de las cadenas de bloques  y que cada día se afianza más en los sistemas financieros del mundo.

Hoy en día, las redes sociales brindan una alternativa a los medios tradicionales y permiten incluso llegar de forma más personal a la gente. Enfocarse en muestras poblacionales especificas permite llevar de forma efectiva un mensaje comercial. No es de extrañar que alguien pensara en la posibilidad de potenciar esta nueva forma de hacer negocios, precisamente a través de las ICOs, es decir Ofertas Iniciales de Monedas.

La ICO de PATRON

La iniciativa nipona PATRON es una novedosa plataforma basada en blockchain que tiene como propósito apoyar a las personas con muchos seguidores en las redes sociales. El proyecto busca crear un ecosistema completo donde influyentes y usuarios de las redes sociales de todo el globo podrán publicar, descubrir y solicitar el intercambio de información en los medios sociales de Internet y mediante el uso de dispositivos móviles.

Los influenciadores a menudo se encuentran en el punto de mira de contratos y compromisos complicados, que generalmente van de la mano. Por tal razón, Patron quiere ayudar a comercializar de forma más fácil estos servicios.

El marketing publicitario a través de los influencers se ha disparado en los últimos años, gracias a que las grandes marcas comerciales han reconocido la importancia y los buenos resultados de invertir a través de esta nueva camada de famosos. Sin embargo, pese a su gran crecimiento, esta nueva estrategia de marketing en las redes sigue siendo una nueva frontera para la mayoría de las marcas. Se sabe que tres cuartas partes de las personas influyentes de Instagram se ubican en un rango de edad entre los 18 a 34 años.

Estos datos resultan de gran importancia, ya que el 30% de los consumidores son más propensos a comprar un producto recomendado por un blogger no famoso, puesto que los consumidores pueden relacionarse más de cerca con ellos y  valorar sus opiniones mucho más que si se tratara de celebridades.

Podríamos decir que hay un mercado en gestación con un inmenso potencial, pero se hace evidente que las microcelebridades necesitan de una plataforma en la que puedan ser localizados de manera más efectiva por las marcas y así suscribir contratos en un entorno seguro y protegido.

Producto de esta necesidad ha surgido Patron, con una visión global del negocio, lo que lo hace atractivo para todas las partes. Esta oferta ha despertado gran interés, y ya en su venta internacional privada alcanzó la cantidad de 10 millones de dólares. Sin embargo, las expectativas van mucho más allá, pues la startup japonesa lanzó oficialmente su venta pre-ICO, con un ambicioso objetivo de 20 millones de dólares.

El máximo total del proyecto es de 40 millones de dólares, monto con el que esperan desarrollar las tres fases de expansión del proyecto:

– Pagar al personal encargado de desarrollar las aplicaciones y la infraestructura.

– Invertir en la creación de oficinas físicas en San Francisco, California.

– Puesta en marcha de estudios y áreas de trabajo para personas influyentes de las redes sociales.

En conclusión, este tipo de emprendimientos pone en peligro el negocio de los intermediarios tradicionales, es decir, de agencias de publicidad que se quedaban con una buena porción de los ingresos. Pero la propuesta de Patron deja ver que existen maneras más eficientes de hacer las cosas, siendo un buen ejemplo de innovación tecnológica, con el poder suficiente para perturbar un viejo modelo de hacer dinero y generar mayores ganancias para los influencers, permitiendo que los patrocinadores reduzcan sus gastos.

Influencers

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *